Fabricadas artesanalmente, una a una, en un proceso, concienzudo y ritual, sus joyas, de estética uniforme, son reconocibles en tejidos y cascadas de metal. Diseños anatómicos, que se adaptan al cuerpo como una segunda piel.

Mezcla de tiempos, espacios y culturas reposan en un diseño contemporáneo a veces futurista.